Juntos por el Cambio tiene su propio proyecto de promoción agroindustrial: En qué consiste

Fuente: Bichos de campo

El gobierno nacional tiene un proyecto de desarrollo agroindustrial. Fue el que presentó originalmente el Consejo Agroindustrial Argentino (CAA) y que atravesó todos los filtros del oficialismo, al punto de que terminaron presentándolo el presidente Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Kirchner. Pero ahora esa iniciativa no está sola en el Congreso porque Juntos por el Cambio también tiene su propio iniciativa al respecto.

Se trata del “Régimen de Fomento al Desarrollo Agroindustrial Exportador”, un proyecto elaborado por el empresario agropecuario y diputado nacional por Buenos Aires (PRO), Pablo Torello, que tiene plazo de vigencia hasta el 31 de diciembre de 2025.

La iniciativa, a la que accedió Bichos de Campo, dispone que  los beneficiarios del régimen podrán realizar una amortización acelerada de inversiones y emplear hasta un 50% del impuesto a las Ganancias por abonar para deducir gastos de fertilizantes y/o enmiendas, semillas, genética animal y sanidad ganadera.

También establece que,  al momento de practicar balances impositivos, en la existencia de bienes de cambio deberá computarse tanto las existencias de cría como de invernada al costo estimativo por revaluación anual.

Además, en lo que respecta a los saldos técnicos de IVA, determina que para las operaciones gravadas con alícuotas inferiores a la alícuota general del gravamen podrán computarse los respectivos débitos y créditos fiscales considerando la alícuota general del gravamen.

A diferencia del proyecto del CAA, donde el tema de las retenciones fue excluido de entrada, en la redacción de Torello se eliminan los derechos de exportación para todos los productos agroindustriales, con excepción del trigo, maíz, soja y derivados de los mismos, los cuales tributarán alícuotas de hasta un 28% que se irán reduciendo en un 0,25% por mes desde enero de 2023 hasta alcanzar el 0%.

En los fundamentos de la iniciativa se indica que el “proyecto de ley busca facilitar y destrabar el proceso de inversión para fomentar el desarrollo del potencial exportador y de generación de empleo privado que el sector agroindustrial tiene frente a un mundo demandante de nuestros productos”.

Con la nueva paridad que existe en el Congreso a partir de las elecciones legislativas, quién te dice que finalmente cuando se discuta el proyecto enviado por el Ejecutivo no se arme una discusión mucho más rica, en la que ingresen alternativas contempladas en este segundo proyecto.

error: El contenido está protegido